Deyanira Aquino

Durante la primer jornada por el orgullo LGBTTTIQ, ocurrió un lamentable acto de homofobia durante el espectáculo interactivo de la comediante y defensora de los derechos de la comunidad LGBTTTIQ, la SUPERMANA.

05 jul. 2017.-El día sábado primero de julio se llevaría a cabo el show interactivo con la conocida comendiante "LA SUPERMANA" en el centro nocturno "La Papaya", se suscitó un lamentable incidente, con un joven de nombre Rafael, y sus acompañantes, insultando a la comediante, quien sin inmutarse continuó el espectáculo haciendo sorna por el insulto recibido con su acostumbrado lenguaje; que provocó de momento  las risas y bromas en el grupo de personas que acompañaban a "Rafael". De repente cambiaron de actitud, gritando a la comediante "fuera" "fuera"; a lo que respondió de inmediato el público asistente, exigiendo que se callaran y que se salieran del lugar. 

Fue entonces cuando el gerente del lugar de nombre Rodrigo, decidió suspender el show a solicitud de las personas que ocupaban la mesa del agresor de nombre Rafael, con el pretexto de que sino suspendía el espectáculo, se retiraban del lugar. Suspensión que causo extrañeza y más cuando ya estaba autorizada la presentación por los dueños del lugar.

La Supermana y personas que habían acudido a ver el espectáculo, con la intención de evitar alguna confrontación decidieron retirarse del lugar, para su sorpresa las puertas del antro estaban cerradas y no les permitían la salida sin haber razón o excusa para mantenerlos encerrados sin su consentimiento, teniendo incluso que forzar la puerta para lograr salir junto con más de 150 personas que decidieron igual retirarse de dicho antro.

Por lo que cabe preguntar, ¿sí estamos en un desarrollo turístico donde convergen personas de diversas nacionalidades, preferencias sexuales, etnias y costumbres; donde se ha promovido la certificación a prestadores de servicios para la comunidad LGBTTTIQ, por parte de la Secretaría de Turismo del Estado, como pueden suceder tales actos de discriminación y homofobia?

Actos violatorios de los derechos humanos garantizados por la constitución, donde se establece que no debe permitirse ningún tipo de distinción por preferencias sexuales, religión, racial o de etnia.

Y más en un lugar como "La Papaya",  donde realizan diversos tipos de eventos, con la participación de mujeres con espectáculos para adultos, quienes de igual manera reciben insultos e insinuaciones que aplauden y festejan, sin que sea motivo de suspensión del espectáculo.

Entonces estamos frente a una acción donde faltar el respeto a una mujer si es permisible y "normal" y hacerlo a un integrante de la comunidad LGBTTTIQ, provoca que se les señale, discrimine y se les corra del lugar, dando preferencia a quien emite los insultos.

Habría que conocer la postura de la Secretaría de Turismo, cuestionar a quien tenga que hacerse por tal actitud discriminatoria del personal que trabaja en ese lugar, que a pesar de estar autorizado el show fue suspendido y peor aún, cerrar las puertas de acceso y retener por más de quince minutos a las personas que querían salir del antro para seguir a la comediante LA SUPERMANA y a los organizadores de la jornada.

Lamentable acto de homofobia para concluir la primera jornada de la comunidad LGBTTTIQ, y más en un lugar turístico que por un lado promueve la certificación de servicios para la diversidad sexual y la realidad es que en antros de espectáculos practican la exclusión.